jueves, 20 de marzo de 2008

El caos de todos los años

No se puede entender. Todos los años lo mismo, y parece que les gusta. ¿Cómo puede ser que siga pasando esto?... ¡viejo!, ¡arranquen para otro lado!, vayan para el norte, no sé, Rosario puede ser un buen destino. Córdoba, Entre Ríos, Santa Fe, Misiones, Salta. ¡No!, ¡Mar del Plata!

Todo bien. Es una hermosa ciudad. Pero es increíble como elijen ese destino para “descansar” cuatro días, o cinco, qué más da. El universo porteño parece que sólo sobrevive ante el amontonamiento y la metrópolis colapsada. El individuo que vive en la ciudad de la furia tiene una fija idea de no poder sobrevivir ante un descampado, ante un poco de paz. ¿Cómo puede ser?, ¿acaso no se dan cuenta que al regresar el stress será doble?, ¿acaso no se dan cuenta al ir que van de mini vacaciones de un lugar malo a otro peor?, ¿acaso no se dan cuenta al estar que parece que siguieran en la misma locura?...

2 comentarios:

  1. La gente es así. No conoce otra cosa.
    Es como el novio de mi hermana, siempre se pide empanadas de jamón y queso "porque asegura que no le gusta otra" a pesar de que hay bocha de variedades que no probó. Está bien, son ricas, pero si nunca te arriesgás a otra cosa puede que te pierdas de cosas mejores...
    Yo no sé si es tanto porque les gusta, sino porque es la única opción que pueden ver(y la más popu, obvio).
    KQ

    ResponderEliminar
  2. Jajajaja, yo con las empanadas soy igual!!

    ResponderEliminar